Reflexión: Papá, no dejes sola a mamá

101 0

Convertirse en padres por primera vez puede ser muy difícil, lidiar con una etapa tan diferente y nueva, requiere ayuda.

Es muy cierto que la mayoría de las actividades las realiza mamá, en este caso, papá, no la dejes sola.

Si es al contrario, también pide ayuda, es una etapa hermosa, pero también requiere de alguien que te apoye.

Te dejamos esta reflexión con mucho cariño.

Papa no dejes sola a mamá.

Ella es fuerte, los dos lo sabemos, pero te necesita a su lado para enfrentar este mundo nuevo.

Mi llegada no es sencilla, lo sé y no me ofendo, es difícil, por eso quiero ayudarte a comprenderlo.

Cuando te vas, ella llora y no porque no le guste conmigo estar a solas. Solo que ahora no entiende muchas cosas.

Su cuerpo es diferente, cada día tiene menos cabello y tal vez su ropa no le quede.

Dile lo bella que es, necesita que se lo recuerdes. Demuéstrale que tu amor es cada vez más fuerte.

No asumas que lo sabe, ¡Mírala!, dile todo lo que por ella sientes. El cambio en su cuerpo también es por dentro.

Recuérdale lo divertida que es, parece que lo olvido por completo. Ahora ella es madre y… ¡Mira que bien lo hace!

Pero eso hizo que olvidara la mujer que era antes. A veces se ve al espejo y dice que no es bonita y una lagrima rueda por su mejilla.

¡Dile que eso no es cierto! ¡Que para nosotros es la mujer más bella del universo!
Dile en cada momento lo orgulloso que estas de ella.

Admírala, obsérvala, date cuenta lo afortunado que eres por tenerla. No des por hecho que todo lo puede, que todo lo sabe, tal vez no te lo diga para no preocuparte
para no parecer débil ante mi, ante ti, para no molestarte.

Ella necesita tus caricias, que me alimentes y me bañes para demostrarle tu empatía.
Permítete sentir lo que ella está sintiendo, mírala a los ojos y reconócele todo su esfuerzo.

No permitas que caiga y si lo hace dale tu mano y acompáñala. Hazle sentir que juntos todo lo pueden, y que a pesar de la adversidad, lucharan por mantener su amor cada día mas fuerte.

No te preocupes papa se que también confundido te sentirás. Creerás que mama y yo tenemos un lugar en donde tú no puedes estar, ¡Pero eso no es verdad!

Nuestro corazón es el mismo, están unidos en un mismo latido. Acércame a tu pecho, ¿lo sientes?

¡Juntos somos tan fuertes!

No te alejes de mí, papá, te necesito junto a mí y necesito que cuides de mamá. Ustedes son mi felicidad, no necesito nada más.

Texto de Wonder Madre seguidora de 9 Lunas